martes, 16 de julio de 2013

16 de julio: ¿religiosidad o parranda?/ Columna Diario ADN

Por: Anuar Saad


Virgen
"El 16 de julio es la fiesta /
 de la Virgen del Carmen / 
y ese fue el día en que le escuché al padre /
 que Dios a todos nos tiene en cuenta…".

‘Mi Muchacho’, Diomedes Díaz.

El reloj no había dado aún las doce de la noche cuando los barranquilleros se asomaron a las terrazas y los balcones debido al estrépito repentino de fuegos artificiales, de esos mismos que solo se escuchan y se ven en épocas decembrinas. Pero es que en Barranquilla y muchos municipios adyacentes, el 16 de julio, fecha en que se celebra el día de la Virgen del Carmen, se suele botar -especialmente dentro del gremio de los conductores-la casa por la ventana.


Como se sabe, todos los taxistas están encomendados a ella -la Virgen- y por eso hoy, en la plazoleta de la iglesia del Carmen, se aglomera una multitud de conductores que son bendecidos junto con sus vehículos, desde tempranas horas.

Por tal motivo, la Secretaría de Movilidad, mediante decreto 0745, levantó la medida del pico y placa para taxis teniendo en cuenta la celebración del día de esta santa patrona.

Y como las fiestas religiosas suelen convertirse en excusa para armar la parranda -sucede muy especialmente con la Semana Santa-, las autoridades deben estar hoy, más que nunca, alerta en las calles.

No faltará el conductor emocionado por las efemérides, quien, con unos tragos de más y con el disco inmortal de Diomedes Díaz a todo volumen, intente seguir manejando su vehículo en una fatal combinación de “trabajo” con celebración.

Por eso, llevemos la fiesta en paz: si va a seguir celebrando, hoy más que nunca entregue las llaves. La Virgen se lo compensará.

No hay comentarios:

Publicar un comentario